01 (800) 088-6633

¿Pedir o esperar aumento de sueldo?

Febrero 2018
Red Ring, .

 

Es una pregunta que todas las personas nos hemos hecho en algún momento. Generalmente esta inquietud comienza a crecer en nuestro interior después de un tiempo en nuestro empleo sin que percibamos que estamos avanzando, o simplemente nos sentimos sobre pasados por nuestros gastos personales. Queremos sentir que nuestra situación mejora para sentirnos más motivados: sentir más cerca la posibilidad de hacer ese viaje, ayudar a nuestra familia o dar el enganche necesario para comprar un auto.

 

Actualmente existe una gran movilidad en el mundo empresarial. Las personas cada vez permanecemos menos tiempo en el mismo lugar y queremos experimentar con mayor agilidad nuestra experiencia laboral. Seamos honestos: queremos crecer rápidamente y ver crecer la quincena en el corto plazo.

 

Si estás pensando en pedir un aumento y no sabes cómo, toma en cuenta los siguientes consejos. Tal vez hagan la diferencia cuando llegue el momento de tener “la conversación con el jefe”.

 

  • 1. Antes de pedir, da.
  •  

Muchas veces creemos que el sólo hecho de hacer nuestro trabajo merece un aumento. Pero seamos honestos, en un ambiente tan competido lo que hace falta es dar más de lo que se pide. Da un extra; genera valor agregado sobre tu trabajo. Pero hazlo con estrategia, ¡No malgastes esfuerzos en cosas intrascendentes!

 

  • 2. Sé asertivo.
  •  

En tanto un aumento implica números y mayor inversión por parte de la empresa, no es un tema trivial. Procura que el momento que elijas para hablar del tema sea el adecuado. No abras el tema en momentos de estrés o crisis. Lo mejor sería hacerlo después de algún periodo de buenos resultados. Es igual de importante con quien hablas, tu actitud y las palabras que elijas: expresiones como -¡Si no me aumentas me voy! O ¡Es que me lo merezco!- seguro tendrán un impacto negativo.

 

  • 3. No todo es dinero en la vida.
  •  

Normalmente creemos que un aumento es sólo dinero. Pero se flexible y piensa qué otras prestaciones estarías dispuesto a aceptar en lugar de recibir un cheque más amplio. Quizá tu empresa no puede ofrecerte más dinero pero sí flexibilidad de horario, home office u otra compensación. Quizá algo así puede cambiar tu percepción en cuanto a tu trabajo.

 

  • 4. No te frustres.
  •  

En una economía en constante crisis, debemos aprender a tolerar la frustración de manera saludable. Que no hayas obtenido un aumento cuando pensabas que lo recibirías es un trago amargo, pero que no debe hacerte perder el temple. Sigue trabajando, da lo mejor de ti y verás que las cosas se ponen mejor, ya sea ahí o en otro lugar. Recuerda, muchas veces la inteligencia emocional es más importante para conseguir lo que se desea, ¡Una persona emocionalmente inteligente, tiene la capacidad de automotivarse!.

 

Por último, como expertos en recursos humanos y especialistas en reclutamiento y selección te aconsejamos que cada cierto periodo de tiempo le solicites a tu jefe una retroalimentación con respecto al desempeño y la calidad de tu trabajo, esto te servirá como parámetro para saber el punto de vista que tiene tu jefe de ti y te será más fácil identificar si es bueno momento o no para abordar el tema.


 

 

 


 

 
Comparte con un amigo

Regresar

2016 © REDRING

derechos reservados

01-800-088-6633